3 consejos para ahorrar energía con soluciones arquitectónicas

Día Mundial del Ahorro de Energía

Hoy, 21 de octubre, se celebra el Día Mundial del Ahorro de Energía que tiene como objetivo implicar a la sociedad en el compromiso de reducir el consumo energético en los hogares. Hoy en día existen numerosas soluciones arquitectónicas para mejorar el ahorro energético de nuestras casas.

A continuación, repasamos algunas de las más interesantes porque ahorrar energía significa también proteger el medio ambiente. Con el ahorro de energía conseguimos reducir nuestra factura de electricidad y, a la vez, disminuir las emisiones contaminantes a la atmósfera, lo que significa una mejora importante para el medio ambiente. Para ahorrar energía podemos empezar por aplicar medidas de mejora arquitectónica como las siguientes:

       1. MEJORAR LA ENVOLVENTE  Y EL AISLAMIENTO TÉRMICO

Se calcula que, de media, una vivienda con aislamiento térmico, puede llegar a ahorrar 400 euros al año en la factura de la luz. Actuar sobre la fachada de nuestras viviendas puede ayudar a reducir el consumo energético y a mejorar el confort de nuestros hogares. Lo que nos interesa es no perder calor en invierno ni frío en verano. Sólo así conseguiremos consumir menos energía en refrigeración o calefacción. La envolvente térmica se compone de todos los cerramientos que limitan espacios habitables y el ambiente exterior, es decir, cubiertas, fachadas, suelos…

En el caso de la fachada, podemos actuar con un revestimiento exterior que actúe de aislante. Existen muchas posibilidades: hacerlo con piedra natural tiene más puntos a su favor ya que se trata de un producto 100% ecológico y natural con una gran resistencia y durabilidad, de manera que tendremos un revestimiento perfecto durante muchos años. En el mercado existen productos como STONEPANEL® con el Sistema SATE (Sistema de Aislamiento Térmico Exterior) incorporado que permite aislar la fachada ya que los paneles de piedra natural incluyen una capa de poliestireno extruido en su interior que mejora el aislamiento de la envolvente.

      2. ACTUAR SOBRE LOS PUENTES TÉRMICOS

Aislamiento con piedra natural

El Código Técnico de Edificación indica que las viviendas en zonas con un clima severo tienen que ser más estancas para mejorar el comportamiento térmico. Aislar adecuadamente los espacios con puentes térmicos es importante en este caso. Generalmente, los puentes térmicos se producen en zonas como encuentros con pilares o forjados o cajones de persianas.

Una forma habitual de solucionar este puente térmico es no situar los pilares o vigas enrasadas con la fachada por su parte exterior sino rehundidos para protegerlos con un aislante térmico exterior. Sólo así se evitarán las condensaciones y aparición de humedad y moho en el interior de la vivienda.

      3.  DISEÑAR LA VIVIENDA CON TÉCNICAS BIOCLIMÁTICAS

Si aún no hemos construido nuestra vivienda, es el momento de decidir qué técnicas constructivas utilizaremos. Como podemos ver en este ejemplo de arquitectura sostenible apuesta por técnicas bioclimáticas que ayudan a reducir el ahorro energético de nuestras viviendas. Elegir bien el emplazamiento, la orientación o los materiales constructivos será esencial para conseguir una vivienda eficiente que disminuya el consumo de energía tanto en invierno como en verano. Conseguir una casa ecológica tiene mucha relación con el diseño del edificio. Por ejemplo, si optamos por un diseño compacto y estanco, sin demasiados salientes o zonas abiertas, conseguiremos reducir la demanda de energía.

Otra opción interesante son las fachadas ventiladas. Realizadas con piedra natural, dejan una cámara de aire entre la fachada y el cerramiento que ventila la zona exterior del edificio. De esta forma, se regula la temperatura de la vivienda para que en el interior no se note ni demasiado frío ni demasiado calor. Los acabados superficiales de la piedra natural ayudan a elegir el mejor resultado estético para nuestra vivienda, tanto en formatos pequeños como grandes dimensiones. Si consideramos los costes totales de un producto de construcción a lo largo de 30 años, la piedra natural no es más cara que otros materiales. Los costes de inversión se compensan con los reducidos costes de mantenimiento y de su larga vida útil.

Consulta más información en la web de CUPA STONE.

  • certificado CE
  • certificado BBA
  • certificado CSTB
  • certificado SINTEF
  • certificado ISO9001
  • certificado DIBT